Las excepcionales condiciones en las que vivimos por culpa del coronavirus han propiciado la disputa de la primera gran competición ciclista, el Tour de Flandes, virtual de la historia.

Nos guste o no, lo cierto es que ayer fue un día histórico para el ciclismo. Vivimos confinados, con mayores o menores restricciones prácticamente en toda Europa y, como bien sabemos, el calendario de competiciones ciclistas está suspendido sine die. Para los aficionados al ciclismo esta semana que empezamos era semana grande y no solo por coincidir con la Semana Santa. El pasado domingo 5 de abril era la fecha en la que se debía disputar el Tour de Flandes.

Para compensar la falta de ciclismo, quitarnos el “mono”, entretenernos… El Tour de Flandes organizó una edición virtual en la que participaron, esa fue la clave, algunos de los especialistas del pelotón que deberían estar en situaciones normales disputando esta Monumento. En efecto, Bettiol, Van Avermaet, Evenepoel, Lampaert, Wellens. De Gendt… se subieron a sus respectivos rodillos y, a través de la aplicación Bkool, disputaron la parte final del recorrido oficial del Tour de Flandes virtual. Además, la competición ciclista se pudo seguir en directo por cualquier aficionado que tuviera conexión a internet.

Los ciclistas disputaron los 50 kilómetros finales y simularon las duras cuestas, esta vez sin adoquines, del Kruisberg, Oude Kwaremont y Paterberg antes de los 13 kms hasta el final en Oudenaarde.

La carrera virtual fue para el belga Greg Van Avermaet. Una anécdota o no, ya que realmente en estos esfuerzos sobre el rodillo hay que emplearse a fondo para conseguir buenos resultados. El caso es que, al menos durante un rato, los aficionados al ciclismo pudieron evadirse de la complicada realidad en la que nos encontramos y escapar a las estrechas carreteras de Flandes, con cuentas repletas de público, banderas, gritos y adoquines. La cosa fue tan en serio que muchos medios deportivos y cuentas de RRSS siguieron el “minuto a minuto” de la competición.

Tras Van Avermaet, completaron el pódium el también belga Oliver Naesen (Ag2r La Mondiale) fue segundo, a 20 segundos del ganador. En tercera posición terminó el irlandés Nicolas Roche, del equipo Sunweb. Seguiremos atentos a ver si en las próximas fechas se celebran más “clásicas virtuales” sea por Bkool o por otras plataformas digitales. La próxima, debería ser la París-Roubaix.


1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*