Los pedales de plataforma son ideales para todo tipo de ciclismo sin necesidad de tener que usar las temidas calas de los enganches automáticos.

Muchos aficionados al ciclismo, en su etapa inicial, son muy reacios a usar pedales de enganche automáticos o con calas. Este tipo de pedales, suelen ser los que usan los ciclistas que ya llevan unos años practicando ciclismo y saben cómo desengancharse sin caer de la bici. Esos posibles costalazos son un gran temor para los neófitos que, como es natural, no quieren verse comprometidos en su seguridad y eso de ir literalmente enganchados a la bici por los pies no les gusta nada.

Para ellos tenemos una buena propuesta segura y eficaz para el pedaleo: deberían usar unos pedales de plataforma. Pero pedales de plataforma hay de muchos tipos, algunos muy baratillos de materiales algo endebles y pensados básicamente para dar paseos muy tranquilos… Nosotros nos referimos a un tipo de pedales de plataforma como los que usan los “riders” de BMX, con unos pequeños tornillos o pins que sirven para fijar el pie al pedal. Esta es la opción ideal para los ciclistas que no quieren usar pedales con calas y que, aún así, buscan una buena colocación de los pies al pedalear y que el rendimiento no se vea muy comprometido.

Al estar pensados para disciplinas de habilidad (DH, enduro, BMX…) suelen ser pedales resistentes, con una mayor superficie de plataforma y bastante ligeros. Dentro de la oferta de pedales de plataforma los hay muy sencillos, pero estos de los que hablamos aquí son los de “gama alta”. Los pins son muy válidos para mantener los pies bien colocados durante el pedaleo y dan buena sensación de seguridad. No tendremos la misma sensación de seguridad de unos pedales automáticos, pero aun así nos sentiremos seguros ante cualquier maniobra (recordemos que fijar los pies a los pedales es muy importante para evitar posibles caídas).

La gran ventaja de estos pedales es que pese a evitar las calas ofrecen un buen agarre y una buena respuesta en el pedaleo. Suelen ser bastante rígidos y seguros y tienen bastante apoyo. Incluso los pins que ayudan a sujetar el pie al pedal son reemplazables, con lo cual los pedales en sí pueden durar mucho. Por su polivalencia, hay aficionados que los usan incluso para las bicis de ciclismo urbano. Como decimos una buena opción para evitar los pedales con calas.


1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*