La Vuelta a España 2018 se pone en marcha este fin de semana en Málaga. La participación va a ser, una vez más, muy buena, con grandes ciclistas que vienen a por la victoria final: Quintana, Valverde, Urán, los hermanos Yates, Fabio Aru, Richie Porte, Meintjes, Miguel Ángel López, Vincenzo Nibali, Zakarin…

Como viene siendo habitual en los últimos años, la ronda española mantiene su apuesta en el diseño del recorrido: etapas no muy largas, alguna de ellas francamente cortas, y muchos finales en cuesta o explosivos. Ya no son solo las clásicas y conocidas “etapas unipuerto”, llanas y con un puerto final; sino que casi se podría decir que La Vuelta 2018, de la mano de Javier Guillén, ha patentado el “final en cuesta”. Es decir, la etapa que acaba en una subida generalmente corta y muy empinada. Este año, la carrera ciclista cuenta con ocho finales en alto, cada uno de ellos con diferentes características. Aquí os damos alguna información sobre cada una de esas etapas decisivas en la resolución de la ronda española:

– Etapa 02. Caminito del Rey: Un final que ya se experimentó en 2015 y que para esta edición se ha cambiado un poco. Habrá un poco menos de subida y la línea de meta se colocará tras superar unos 4 km al 5%. Se espera un esprint en un grupo bastante numeroso o una secada.

– Etapa 04. Alfácar: la sierra malagueña de Alfaguara protagonizará por primera vez un final de la Vuelta a España. Los ciclistas deberán afrontar una subida irregular pero con tramos bastante duros.

– Etapa 09: La Covatilla: en la estación de esquí salmantina ha sido escenario de algunas batallas épicas de la Vuelta. Este año, el gigante de Salamanca llega casi al final del primer bloque de etapas y puede decidir un líder sólido.

– Etapa 13. La Camperona: La cima astur-leonés recibe a la vuelta por tercera vez en tres años. Este sí que es un final 100% made in Vuelta, con sus dos kilómetros finales en torno al 15%, aunque no suele dejar muchas diferencias entre los favoritos.

– Etapa 14. Les Praeres: Al día siguiente, los ciclistas se enfrentarán a esta cuesta inédita en la ronda española y que es muy parecida a la anterior. Apenas 5 km y con algún kilómetro salvaje por encima del 15%.

– Etapa 15. Lagos de Covadonga: Por distancia y puertos es probablemente la etapa reina de este año, gracias por su doble paso por el Mirador del Fito. La más clásica de las cimas de La Vuelta, donde han ganado grandes campeones, el último Nairo Quintana.

– Etapa 17. Balcón de Vizcaya: Una etapa con mucho sube y baja y que acaba en otra cuesta inédita y casi imposible. Son solo 7 km pero con una parte central de 3 km con rampas que superan el 20%.

– Etapa 19. La Rabassa-Naturlandia: Andorra acogerá las dos últimas etapas decisivas de la Vuelta a España 2018. Esta es la primera. Clásica etapa unipuerto con un final en La Rabassa, hasta la parte más alta de un puerto que es ya una subida más clásica: larga (17 km) y con lo más duro al inicio del puerto (3 km al 9%).

– Etapa 20. Collado de la Gallina: Los organizadores esperan que La Vuelta pueda decidirse en esta etapa de apenas 100 km y con seis puertos de montaña. Íntegramente en territorio andorrano, el Collado de la Gallina es la guinda en una etapa con mucho desnivel acumulado y sin un kilómetro llano (o se sube o se baja). La subida final se ha recortado a los primeros 4 km, con un desnivel medio cercano al 9%.


1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 4,00 de 5)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*