El contexto, especialmente en las ciudades europeas, es idóneo para impulsar un cambio de movilidad y apostar por la bici como medio de transporte.

En el marco de la Semana de la Movilidad, organizada en toda Europa a mediados del pasado mes de febrero, la Coordinadora en Defensa de la Bici (ConBici) puso en marcha una mesa de debate bajo el tema: “Claves para la integración de la bicicleta en la movilidad urbana”. En el debate, participaron varios expertos en movilidad y promoción del uso de la bicicleta y también algunos técnicos de la administración local (Gijón y Barcelona).

Los ponentes concluyeron en poner en común una serie de elementos que deberían servir para promover el uso de la bici como medio de transporte en las ciudades. Unos elementos comunes que deben adaptarse, obviamente, a la orografía, realidad urbana y climática de los diversos entornos. Estos serían los tres ejes claves para el desarrollo del ciclismo urbano y la movilidad en las ciudades en España:

– INFRAESTRUCTURAS: Sobre todo debe aportar seguridad y atraer a más usuarios que vean el uso de la bici como algo cómodo, seguro y eficaz. Aquí se entra en el debate sobre si estas vías ciclistas deben ser segregadas o insertadas en las calzadas ordinarias mediante la “pacificación del tráfico”, aunque sí destacan la importancia de que la red ciclista responda a unos criterios unificados de movilidad y desplazamiento (que haya un sentido global para esa red).

– SERVICIOS: Además de vías ciclistas es muy importante que se creen aparcamientos seguros y servicios de alquiler público de bicicletas (si son con eBikes, mejor). También es importante fomentar la intermodalidad que permita enlazar cómodamente el uso de diversos modos de transporte.

– CULTURA CICLISTA: Es importante realizar campañas de promoción del uso de la bici y poner en relieve los beneficios tanto individuales como colectivos. También señalan la importancia de llevar esta promoción del uso de la bici y sus hábitos saludables asociados a la formación escolar, lo que serviría para hacer hincapié en la importancia de fomentar una cultura de respeto con los otros usuarios de la vía. Por supuesto, también se destaca la importancia de conocer el marco legal que acompaña al uso de la bici.

Según varios de los expertos, el contexto de pandemia y crisis económica puede abrir un periodo en el que la transformación del espacio público sea más factible y se puede llevar a cabo con más consenso. En este sentido, la actual crisis, aunque lamentable y muy preocupante en muchos aspectos sociales, se puede posicionar como una oportunidad. Una oportunidad de transformación.

El impulso del uso de la bicicleta debería ser notable en los próximos años y eso debería, a su vez, promover un cambio cultural en la percepción y aceptación de la bici como un elemento habitual y cotidiano en nuestras ciudades. Esto nos acercaría al modelo de movilidad en las ciudades que hace décadas vemos en muchas ciudades europeas y que conviene recordar que no siempre fue así, que ciudades como Amsterdam apostaron en su momento por el uso de la bici. Aún así, los intervinientes mostraron también su preocupación por que la situación actual por la Covid19 suponga un incremento del uso del vehículo privado.

Os dejamos con este vídeo sobre las conclusiones de este encuentro organizado por ConBici:


1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*