Cada vez hay más eventos y pruebas especializadas en ciclismo de carretera y hemos querido señalaros seis de ellas que tienen algo que las hacen especiales.

 

– Cape Town Cycle Tour:

Lo sabemos, empezamos fuertes apuntando a esta  marcha cicloturista nada menos que en Ciudad del Cabo (Sudáfrica). Una prueba no especialmente dura ni por distancia (109 km) ni por desnivel, pero que tiene el increíble atractivo de circular por una de las carreteras más espectaculares del mundo. La ruta ciclista lleva a los participantes hasta el extremo meridional de África (Cabo Península) y vuelta a Ciudad del Cabo.

Probablemente el fuerte viento en la zona sea la principal dificultad para los ciclistas. Dicen que es la marcha más popular del mundo con sus más de 32.000 participantes registrados en 2015. Forma parte del circuito de marchas Golden Bike Series, auspiciado por la UCI. Se celebra el segundo sábado de marzo y ya lleva nada menos que 41 ediciones.
https://www.capetowncycletour.com/

 

– La Granfondo Santini Stelvio:

Una marcha ciclista que acaba en una de las cimas más emblemáticas de este deporte. La meta de esta granfondo está situada nada menos que en el Passo dello Stelvio, a 2.758 m de altitud. Conscientes del considerable esfuerzo que supone por sí solo subir este coloso de casi 22 km y más de 1.500 m de desnivel, la organización contempla tres recorridos para los ciclistas. El más largo de ellos cuenta solo con 150 km, pero incluye de aperitivo nada menos que el durísimo Mortirolo, con lo cual los participantes más valientes tienen que enfrentarse a un total de 4.000 m de desnivel y con muchos kilómetros en constante subida por encima del 10%. Una prueba con sede en la conocida localidad de Bormio, desde donde se asciende al gigante alpino.

La organización cuenta desde hace unos años con el patrocinio de la firma de ropa Santini, lo que garantiza también a los inscritos un maillot conmemorativo de calidad. Eso sí, en este evento siempre se tiene la incertidumbre de si la climatología permitirá instalar la infraestructura de meta en un punto tan complicado como el alto del Stelvio. Sin duda, una marcha ideal para quienes buscan retos ciclistas de mucho nivel.
https://www.granfondostelviosantini.com/

 

– L’Etape du Tour:

Una de las pruebas con más solera del panorama ciclodeportivo en Europa. Precisamente este año se celebra la 30ª edición del evento cicloturista. Una marcha ciclista que cada año cambia de recorrido porque se celebra sobre el trazado de una de las etapas del Tour de Francia del año en cuestión. Además, se celebra el 5 de julio, coincidiendo con la disputa de la carrera francesa, con lo cual el ambientazo está garantizado.

La idea de la organización es hacer vivir al aficionado las mismas sensaciones de los profesionales, con un nivel de servicios, una meta, unos patrocinadores y una infraestructura similar al de una etapa del Tour. Cada año se cubren sobradamente el cupo de participantes, que se cifran en unos 15.000. Los residentes fuera de Francia solo pueden conseguir plaza a través de unas agencias autorizadas. Para la edición de 2020, se ha previsto el mismo recorrido de la segunda etapa oficial, con salida y llegada en Niza y que incluye tres pasos de la montaña: Col de Colmiane, Col de Turini y Col d’Eze. En total, 177 km y 3.050 m de desnivel acumulado.
https://www.letapedutour.com/en/

 

– La Marmotte (Alpes):

Ahora es una marca deportiva con la que se organizan diferentes pruebas ciclodeportivas (como se las conoce en Francia). Pero, “La Marmotte” en realidad solo hay una, la auténtica y original que recrea desde hace más de 30 años un recorrido más clásico entre los clásicos: 174 kilómetros con salida desde Bourg d’Oisans y los colosos del Glandon, el Telegraphe, el Galibier y meta en el alto de Alpe d’Huez.

Os suenan, ¿verdad? Es un recorrido tan duro, más de 5.000 m de desnivel positivo, como reconocible por la cantidad de veces que estos puertos han formado parte del Tour. Las 21 curvas finales para ascender a Alpe d’Huez se graban a fuego en las piernas de los participantes, que ya llegan a esas alturas muy maduros por el esfuerzo. Se ofrecen cada año 7.500 dorsales, de los cuales casi el 90% son extranjeros. Como diría el clásico, “esta la tienes que hacer al menos una vez en la vida”. Se celebra el primer fin de semana de julio.
http://www.marmottegranfondoalpes.com/

 

– La París-Roubaix Challenge:

La versión cicloturista de esta clásica del ciclismo tiene dos grandes atractivos. Primero que permite al aficionado “disfrutar” de los famosísimos tramos adoquinados del llamado “Infierno del Norte”; y además, se celebra el mismo fin de semana (el día antes) que la carrera profesional. Por tanto, los organizadores ofrecen en realidad un pack que incluye participar en la prueba cicloturista el sábado y vivir el ambiente de una de las carreras más importantes de la historia de este deporte in situ. Como muchos sabréis, la París-Roubaix apenas tiene desnivel, no hay subidas, el recorrido es llano. Su enorme dificultad proviene de los múltiples tramos adoquinados que se concentran, sobre todo, en la segunda mitad del trazado.

La organización permite a los aficionados participar en tres recorridos. Los trazados suelen cambiarse en cada edición (no mucho), en función de lo que se fije en la competición profesional. Generalmente, se ofrece a los participantes tres distancias a escoger; el más largo cubre prácticamente el mismo que los profesionales, pero en los 100 primeros kilómetros no encontrarán ningún tramo de pavé. Los otros dos circuitos, aunque más cortos (de 80 y 120 km aprox.), incluyen casi todos los sectores adoquinados.
https://www.parisroubaixchallenge.com/en/

 

– Maratona dles Dolomites:

Si la Marmotte es una clásica dentro de este tipo de eventos ciclistas, “La Maratona” no lo es menos. Ni en tradición, ni en recorrido, ni en dureza, ni en número de participantes. Esta prueba italiana, que recorre la preciosidad del macizo de roca caliza de los Dolomitas, fue la primera en establecer un sistema de sorteo para poder participar en ella, ya que las solicitudes desbordaban año tras año a la organización. Y aún hoy, les sigue desbordando.

La magnitud de esta marcha ciclista es tan grande que prácticamente todo el recorrido se cierra al tráfico motorizados. Es una marcha cicloturista con los mismos servicios de una prueba profesional, incluso se retransmite en directo en un canal de la RAI. El recorrido largo recrea un perfil en continuo de dientes de sierra en solo 138 km, pero para completarlo hay que sumar nada menos que 4.230 m de desnivel. El recorrido medio es de 106 km y el corto es de 55 km. Todos ellos incluyen puertos que forman parte de la mitología del Giro de Italia: Passo Pordoi, Passo Sella, Passo Gardena, Campolongo, Giau, Passo Valparola… Ojo a los números del Passo Giau: 10 km al 9,3%. La Maratona es seguramente el evento ciclodeportista más grande en todos los sentidos que pueda vivir un aficionado a este deporte.
http://www.maratona.it/en/

 

 

Carretera cicloturismo


1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 3,00 de 5)
Cargando…

4 respuestas a “6 marchas cicloturistas internacionales que no deberías perderte

  1. De las 6 yo he hecho estas 2 y son un espectáculo – La Marmotte, Y La Granfondo Santini Stelvio: ya tengo 58 años y llevo tb 17 QH consecutivas aparte de muchas más y así pienso seguir mientras las fuerzas acompañen

  2. Bueno, de esas marchas he hecho la marmot. Pero éste año he estado en las Dolomitas y he coincidido en los doce días seguidos por esos monumentos, con las dos marchas Dolomitas. Si tenéis oportunidad, no os perdáis ir por las Dolomitas, es el paraiso del cicloturismo. El año qué viene si todo va bien, tocaremos los Alpes franceses.
    Qué la edad no sea impedimento.

  3. Para la próxima edición de la marmotte de los Alpes franceses ya estamos inscritos facu, Grau, el mula y beto, paliza la q nos espera!!!!?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*