Gran papel de Ane Santesteban en la Gracia-Orlová checa

El Women World Tour sigue de descanso hasta que este viernes se traslade hasta el lejano oriente, en concreto a China. El Tour de Chongming Island será la siguiente cita y primera por etapas del circuito mundial femenino. Pero a falta de WWT, esta semana ha habido frentes abiertos para todos los gustos con dos vueltas por etapas: el Festival Elsy Jacobs (2.1) y la ronda checa Gracia-Orlová (2.2).

Y aunque por categoría sea algo menos importante, es obligatorio empezar por la carrera ciclista acaecida en la República Checa. Y el motivo no es otro que una nueva brillante actuación de Ane Santesteban (Alé Cipollini). La corredora de Rentería sigue sumando grandes rendimientos y puntos UCI para poder estar en los próximos Juegos Olímpicos de Río en algo menos de tres meses. Fue tercera en la primera etapa y al día siguiente llegó en segundo lugar a la meta tras una estratosférica Olena Pavlukhina.

Las tres últimas jornadas de la prueba checa fueron algo menos brillantes para Ane, que sin embargo sí pudo aguantar un puesto de privilegio en la clasificación general. Cedió un minuto en la contrarreloj, y volvió a estar cerca de las mejores en la llegada en alto a Visalaje. La corredora vasca salía en la etapa final en una más que meritoria séptima posición de la general, pero acabó cediendo algunos segundos en un corte poco antes de meta, en parte por una caída que por suerte no revistió gravedad. Finalmente terminó en noveno lugar. “Me sabe a poco”, dijo después en Twitter. Suma 10 puntos UCI y Río está ahora un poco más cerca.

Ane Santesteban

Pavlukhina cimentó su victoria en la ronda checa en aquella segunda etapa donde sacó más de dos minutos a Anne y al grupo que encabezó. Entre las españolas, Eider Merino cerró su participación con un 31º puesto en la general, mientras que Anna Sanchís acabó en cuadragésimo octava plaza y Lucía González fue 73ª.

Por otra parte, la Elsy Jacobs era la primera carrera por etapas para Marianne Voss después de su regreso, y se la ha visto a buen nivel, aunque no el suficiente para pelear por la victoria final. Parecía que sí después del prólogo en Cessenga, que culminó en segunda posición a sólo 4” de la vencedora que fue su compatriota Annemiek Van Vleuten (Orica-AIS). Al día siguiente, Lotta Lepisto (Cervélo-Bigla) se hacía con la victoria en solitario, en lo que fue un final agónico. La finlandesa entró con apenas un segundo sobre un grupo de 20 corredoras encabezado por Amalie Dideriksen (Boels-Dolmans) y en el que también viajaba Van Vleuten.

Pero en la etapa decisiva de Garnich, Katarzyna Niewadoma dio una completa exhibición. La polaca del Rabobank – Liv hizo un etapón, ganó sobrada y también se aupó a lo más alto de la clasificación general. Ya lleva tres victorias en este principio de temporada 2016. Detrás de ella aparecían, a 46 segundos, ocho perseguidoras entre las que estaban Anna Van der Breggen o Elisa Longo Borghini. Una muestra más del buen nivel de la prueba y, por tanto, también de la corredora polaca.

Después del periplo por varios lugares de Europa, China centrará durante unos días la atención. Comienzan las vueltas en el primer Women World Tour de la historia del ciclismo. Sin duda, las cosas van a cambiar bastante a partir de ahora en el ranking mundial femenino.

There are no comments yet, add one below.

Deja Un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*